Tipos de desatascadores para afrontar un atasco en casa

Todos en algún momento de nuestras vidas, nos hemos tenido que enfrentar a la desagradable sorpresa que, al abrir el grifo del fregadero para lavar los platos, el agua en vez de bajar por el desagüe, empieza a subir sin control. Esta agua que sale por el desaguadero, puede tener un olor muy fuerte y venir acompañada de restos sólidos que resultan muy desagradables.

Esta situación, se debe a un atasco en la tubería de desagüe. Los restos de comida en los platos, se van acumulando en el tubo de sifón o en alguna curvatura de la tubería e impide el paso fluido del agua. Por otra parte, la acumulación de pelos caídos por el orificio de entrada al sistema, el jabón de lavaplatos y otros materiales minerales, se van acumulando en la tubería, causando una disminución del diámetro de succión de agua residual. En muchas ocasiones, este pequeño atasco puede ser resuelto por nosotros mismos de una manera sencilla. Existen varios métodos para restaurar el flujo de desagüe de una cañería.


Métodos de Desatasco

El desatasco de tuberías en Sevilla, pueden hacerse de varios modos:

  • Desenroscando el sifón: La tubería curvada bajo el fregadero, recibe el nombre de sifón. Su función principal es impedir que los gases provenientes de la tubería de aguas residuales, salgan por la boca del fregadero y que el olor penetrante del metano y otros gases, inunde la casa.
    La segunda función del sifón, es que se queden depositados en él, los materiales sólidos y no pasen al sistema de recolección de aguas servidas.
    Este tubo, es fácilmente desarmable y permite remover su contenido. Te recomendamos que tengas cuidado, pues al desenroscar, todo el contenido líquido y sólido sale de ahí, así como el agua que haya estado depositada en el fregadero, por lo tanto, ten a mano un cubo para recoger este material.
  • Succión Mecánica: Para ello necesitas un chupón, es una herramienta muy sencilla que se encuentra en cualquier expendio de artículos de limpieza o en cualquier supermercado. Con el fregadero lleno, coloca el chupón sobre el orificio del desagüe y comienza a hacer succión hasta que el obstáculo esté removido y el agua fluya sin problema
  • Inyección de aire: En las ferreterías o tiendas de bricolaje, venden un artilugio que inyecta aire comprimido por la tubería. Debes colocarlo en el orificio de salida del fregadero (con agua suficiente para hacer vacío) e inyectar aire. La presión de aire y agua, hará que el obstáculo ceda y se libere el desagüe.
  • Desatascadores Químicos: Estos productos a base de solventes agresivos como la soda cáustica, actúan sobre los materiales sólidos atrapados en la tubería y los disuelve.
    Este tipo de productos, son de venta libre en cualquier comercio de productos de limpieza y supermercados, sin embargo, deben usarse con mucho cuidado, pues son peligrosos en contacto con la piel, ojos y mucosas.
    Además, son sumamente agresivos con las tuberías de PVC y el material de unión de juntas, sin contar el daño medioambiental que causan cuando se mezclan con las aguas servidas.
    Por lo tanto, su uso no es recomendable para hacer desatascos de tuberías en Sevilla, por su efecto contaminante y corrosivo.

Confiar en los servicios de una empresa profesional

Es muy importante que no se introduzcan alambres, perchas u otros objetos; tampoco preparados caseros para desatascos, muchas veces son poco conocidas sus reacciones químicas y resultan en accidentes caseros muy frecuentes.
Lo mejor y más sensato, es llamar a profesionales como Castillo Desatascos, tenemos un equipo humano muy profesional que tiene a mano las herramientas más efectivas contra cualquier tipo de desatascos en Sevilla y lo resolvemos en muy poco tiempo.