Arquetas: Qué son, cuál es su función y cómo se limpian

Podemos definir las arquetas como un elemento básico que promueve un correcto saneamiento para las zonas donde han sido instaladas. Aunque seguramente llevas toda la vida viéndolas, es posible que pienses en ellas como una tapa metálica en aceras. En este caso concreto, son aquellas que, una vez levantadas, permite que los operarios puedan introducirse a las canalizaciones subterráneas.

Estas arquetas son las encargadas de que las cañerías estén enlazadas entre sí, haciendo que la distribución de la conducción sea la mejor posible.

Si necesitas realizar la limpieza de arquetas en Sevilla, es importante confiar en los mejores profesionales de la zona, ellos se encargarán de estudiar tu caso y de realizar las tareas que consideren oportunas para mejorar las condiciones.


¿Qué función tienen las arquetas?

Dependiendo del tipo de arqueta que se encuentre, su función puede variar, aunque todas están destinadas a realizar la canalización y distribución del agua de la mejor forma posible.

Entre los tipos de arquetas y su función, se encuentran:

  • Arquetas de paso: Su función se centra en unir dos conducciones.
  • Arquetas sifónicas: Antes de ser conectadas en la red de saneamiento, son colocadas en las salidas de los edificios. Su objetivo es evitar que las canalizaciones que circulan por la parte interior de las viviendas desprendan malos olores.
  • Arqueta separadora de grasas: Evita que las grasas residuales que se encuentran en la canalización de las viviendas lleguen a la red general.
  • Arquetas sumidero: Disponen de una abertura, encargada de recoger los vertidos y las aguas pluviales que son depositadas en la calle.
  • Arquetas de reunión: Actúan como punto de unión de todas las cañerías de los edificios antes de conectarse con la red de saneamiento.
  • Arquetas de regadíos: Utilizadas en las fincas. Permiten que se pueda realizar el riego de cultivos.
  • Cableado y Telecomunicaciones: Son diferentes a las que se encuentran en las canalizaciones de edificios, por lo que también necesitan ser limpiadas de forma distinta.
    Conociendo el tipo de arqueta y la función de cada una, se puede proceder a su mantenimiento de una forma más efectiva.

¿Cómo se limpian las arquetas?

Lo primero que tienes que saber es que, para proceder a su limpieza, es necesario que cuentes con profesionales que estén especializados en este sector y sepan cómo actuar ante los problemas de canalizaciones, inundaciones u otro tipo de fallo. De lo contrario, las consecuencias pueden ser mayores.

El equipo necesario para realizar la limpieza de arquetas es:

  • Sistemas de succión: Encargados de extraer todos los elementos que se han quedado retenidos y que producían un tapón.
  • Agua a presión: Esencial para que el atasco pueda ser empujado en el caso de que con la succión no se pueda arreglar el problema al 100 %. El objetivo es que se diluya mediante chorros de agua a presión.

Después de eliminar los pequeños restos que siguen adheridos, las arquetas estarán completamente limpias, sin tener que seguir haciendo frente a atascos o a una gran cantidad de suciedad.


Castillos Desatascos

En Castillo Desatascos ofrecemos una completa gama de servicios relacionados con el mantenimiento y la subsanación de problemas relacionados con las arquetas. Entre nuestros servicios podemos desatacar:

Póngase en contacto y estudiaremos su caso. Le ofreceremos la mejor solución posible.